jueves, 3 de mayo de 2012

EL REAL MADRID GANA LA LIGA... DE "LA VERGÜENZA"


Antes que nada vamos a aclarar. Primero, el Real Madrid ha sido el equipo más regular en La Liga y por eso ha ganado el título. Felicidades, pero yo como es lógico (a pesar de que me alegra un poco) no lo voy a celebrar (y no ser así hipócrita), principalmente por que hay y han habido cosas que no me han gustado (en toda la temporada). Segundo, que estaba entre: "El Real Madrid gana La Liga" (y punto) o "La Liga de la vergüenza" (por lo que se ha vuelto a ver hoy en los partidos de los dos grandes) y al final he realizado una "mezcla" que refleja mi "descontento". Pero lo primero es lo primero y el Real Madrid ya puede decir que es ganador de su 32ª liga española y al respecto, no hay nada más que argumentar.



Ayer decíamos que el Málaga podía dar la sorpresa, pero ni el Málaga ni el Athletic de Bilbao han dado "la cara" ante el Barcelona y Real Madrid respectivamente. Ambos afrontaban los partidos con notables bajas, pero aún así creo que los primeros responsables han sido sus técnicos (Pellegrini y Bielsa) con su planteamiento y alineaciones. Tanto Barcelona como Real Madrid han sido notablemente superiores en sus respectivos partidos y así lo han venido demostrando durante toda la temporada y es por eso, que sigo sin comprender como en uno el árbitro pita dos penaltis inexistentes (a favor del Barcelona) y como también el árbitro obvia una mano clara en el área del Real Madrid (que significaría posiblemente el empate a uno), otra más que posible al borde del área (también del Real Madrid) y ha expulsado a Javi Martínez por dos manos (la segunda más que dudosa). Para mi, esa es "la vergüenza" del fútbol español, que si en estos días se hablaba de "amaños" en partidos como Espanyol vs. Sporting de Gijón, nadie quiere ver que la mayoría de los partidos disputados tanto por Real Madrid y Barcelona siempre tienen un detonante "negativo" (a su favor) de los arbitrajes. Para mi es una "vergüenza" que cada vez se acrecenta más en La Liga. Dicho esto, vuelvo y repito que el Real Madrid es merecedor del título de La Liga (aunque con matices) y me alegro por jugadores como Casillas, Xabi Alonso, Benzema, Granero, Özil (y algún que otro más).



Ahora bien, hemos criticado a Mou por sus continuas quejas (arbitrales) y hoy cuando ya "estaba todo el pescado vendido", Guardiola se ha sacado finalmente la piel de cordero y ha mostrado al lobo, diciendo que "felicita al Real Madrid, pero que ha ganado por que ellos han callado cosas que han ido pasando" (más o menos, refiriéndose a los arbitrajes). Cuando se pierde, todos sacan a relucir su "peor cara". Ahora bien, al igual que en años anteriores los "madridistas" acusaban al Barça de ganar por los árbitros, este año me imagino que los del Barça también encontrarán razones para decir que el Real Madrid se ha proclamado campeón por favores arbitrales. Insisto en que la que se presupone la mejor liga del mundo, tiene carencias competitivas y de agravios comparativos y fallos arbitrales muy notables y eso no deja de ser un poco "vergonzoso".


Como se escucha en todas partes (más por Madrid) no es momento de mirar lo malo, si no centrare en un título que no se conseguía desde hace tres años. Yo lo siento, pero mientras esté Mou (y compañía) en el Real Madrid, tendré que fijarme en lo malo. Y empezando por Mourinho decir que si  este es su "mejor segundo año", (de lo que presumía) a mi personalmente me ha perecido poco, vamos. La Liga es más importante que la Copa del Rey, eso está claro, pero la Champions se supone que es el objetivo. Finalmente puede ser que gane (en número) los mismos títulos (sin contar Supercopa de España, de Europa y Mundial de Club) que el Barça o si el "destino" así lo quiere, el Athletic de Bilbao puede superar al Real Madrid este año en cuanto a títulos ganados en la temporada. Así que La Liga es muy importante, pero para la plantilla que tiene Mou (y teniendo en cuenta que los segundos años de Mou son los mejores), no me parece gran cosa. Si es claro, que el Real Madrid le ha ganado la partida esta temporada al Barcelona (aunque con matices... pero ahora no vienen a cuento).


Si Guardiola no ha sabido perder con sus declaraciones en rueda de prensa, CR7 ha demostrado que tampoco sabe ganar. Ayer era para disfrutar de la victoria y el ha preferido encararse al público cuando ha fallado un mano a mano con Iraizoz (señalando los tres dedos, imagino que de los goles) y después en un enfrentamiento dialéctico con Javi Martínez (que tal vez le ha recordó que tres goles ha marcado Messi) le ha realizado un "corte de mangas" que afean una celebración que debería de haber sido modélica. Seguramente son cosas que le doy mayor importancia, por que no soporto a CR7, pero no me parecen normal. Al igual que no me parece normal que sea la primar a vez que el Real Madrid no decide ir directamente a Cibeles a celebrar el título con los aficionados. Me imagino que es una muestra más de "madridismo" de Mou y sus compinches, que si se sabe que se irán directamente a celebrar a un local nocturno de Madrid (a poca distancia de La Cibeles). Para mi, otra "vergüenza" más, el no "querer" celebrar "como dios manda" al momento con los aficionados del Real Madrid (sin contar "pseudomadrista"). No es lo que se merece una afición que viene "idolatrando" a Mourinho y esperando La Liga por tres años y que ahora, se decida no celebrarlo en el momento de mayor euforia. Por cierto, que alguien me explique por qué Mou si habló antes del partido y ahora resulta que no quiere hablar y saca a Karanka. Sigo diciendo que los "juegos" de Mourinho en rueda de prensa son una falta de respeto (no a los periodistas) si no para los aficionados (los buenos... no los malos) que quieren escucharle. Sin embargo Mou si quiere hablar para un medio portugués (en el autobús) y antes lo ha hecho para Real Madrid TV, pero siempre hablando desde el "yo" (he ganado) y no desde el conjunto (del Real Madrid).


Vuelvo y digo, el Real Madrid es merecedor de La Liga, pero todo lo que ha rodeado su consecución, sobretodos las "formas" (malas formas) y el no querer compartir los éxitos con la afición como siempre se ha venido haciendo, me parece una verdadera vergüenza. Cómo la vergüenza (ajena) que Mou sentía de las Champions ganadas por Guardiola. Lo siento, pero "no es oro todo lo que reluce". En fin, me tomaré una tila.

No hay comentarios:

Publicar un comentario