jueves, 31 de enero de 2013

VARANE SE "VISTIÓ" DE CR7...


... y de Casillas. El joven (el más dentro de la cancha) defensa francés ayer se "echó el equipo a la espalda", fue el auténtico líder del equipo y ha logrado que el Real Madrid haya salido vivo del Santiago Bernabéu (en su primer "clásico"). No tan sólo hay que recordar el gol de cabeza conseguido (a magnífico pase de Özil, el mejor después del francés), si no también el balón que ha logrado sacar casi sobre la línea después de una pifia de Carvalho (en las antípodas de Varane en todo). Es de lo que todo el mundo habla del partido, del partidazo de Varane (simple bien en el corte y bien posicionado) y de que el Barcelona perdonó en varias ocasiones el 0-2 y al final terminó empatando a 1. No voy a decir que el Real Madrid ha jugado mal, pero tampoco voy a decir lo opuesto. Uno que ya venía un poco cansado de tanto "clásico", he de reconocer que el partido en su conjunto, me ha gustado y ha estado por encima de mis expectativas. Está claro que el Real Madrid ha influido, pero más por fuerza y carácter, que por fútbol y paradójicamente, creo que ha sido el partido, en el que al Barcelona se la ha hecho más difícil hacer su fútbol. Trataré de explicarme lo mejor posible.



Primero y para empezar (y para no perder costumbre) he de criticar a Mourinho, que se ha vuelto a equivocar desde el principio. Tal vez el resultado hubiese sido el mismo (o hasta peor), pero después de cinco partidos con un Albiol titular (y alternando pareja de central) y eje de la defensa, hoy viene y lo sienta en "el clásico". Mal que siga dando oportunidades en partidos importantes a los suyos, a los de su clan (y eso que Coentrão no podía jugar) y hoy veíamos a Carvalho de titular como pareja de Varane. De lejos ha sido el peor de todo el Real Madrid, se le ha visto "viejo", despistado y desacertado. El gol que ha salvado Varane ha venido precedido de un fallo de Carvalho en una cesión a Diego López. Además, creo que no debió de terminar el partido (por doble amarilla, sobre todo en una mano clara en una jugada de Messi), pero lo más grave, es que ni siquiera debió empezarlo. Después, ningún cambio de Mourinho ha dado resultados y mucho menos (perdiendo 0-1) han sido valientes. Ha cambiado a Callejón por Modric (me alegró ver al canterano en el once titular) y el croata no ha mejorado el papel de Callejón y tampoco da motivos de pensar que vale lo que se pagó por él. Más tarde ha cambiado (como es habitual) a Benzema por Higuaín. A parte de que el argentino no me gusta y no voy a discutir su nivel goleador, en cuanto a juego, su posición y movimiento dentro del terreno de juego, no hay comparación entre el francés y el argentino. Higuaín ha estorbado (sobre todo en una llegada de CR7) más de lo que ha ayudado al equipo. Para mi, el Real Madrid ha perdido con ambos cambios. Hubiese preferido meter a Kaká y a Morata respectivamente dado el caso, pero los cambios me parecieron muy predecibles, de poca inventiva y buscando un cambio y sobre todo muy conservadores, cuando había que ir a por el partido. El Real Madrid ha sobrevivido porque aunque en la primera parte, el Barcelona no encontraba su mejor fútbol, en la segunda perdonó (una vez más) al Real Madrid, que se vio claramente superado hasta diez minutos para el final (con el gol de Varane). Claro que el Real Madrid también pudo haber metido algún gol más, pero las oportunidades más claras que se fallaron, fue en la portería de Diego López. Un gran portero, que hoy con su alineación deja más dudas en torno a Casillas, Adán y Mourinho. ¿Si Casillas hubiese estado disponible, hubiese jugado Adán? ¿Si hace unas semanas Adán estaba en mejor forma que Casillas, eso quiere decir que Diego López (suplente de Palop en el Sevilla) está también a un nivel superior de Casillas? ¿Cuando regrese Casillas, quién será el portero titular? Yo creo que Diego López no ha llegado sólo a tapar un hueco importante con la lesión de Casillas, creo que ha llegado para sustituir directamente a Casillas. Ya Capello (al que comparo mucho a Mourinho por su forma de jugar y llevar los equipos) quiso en su momento darle la titularidad a Diego López por encima a Casillas. Mou (al igual que Capello) prefiere porteros altos y espigados y Diego López lo es y además están las rencillas que todos quieren tapar (y que Sara Carbonero se ocupa en airear en México).


Por parte del Barça (y como ya estoy cansado que me digan "culé" por hablar bien de ellos), ayer ha vuelto a gustarme. Es verdad que el Real Madrid ha adelantado su línea de presión y le ha complicado la salida al Barcelona jugando el balón, pero han sabido "reinverntarse" y en muchas ocasiones le ha creado al Real Madrid más peligro, usando su propia táctica, jugando al contraataque. Para eso tienen jugadores como Jordi Alba o Dani Alves. También Cecs parece que ha encontrado (con Tito Vilanova, no con Guardiola) su mejor versión. Después de Messi, si hay un jugador del Barça que aparenta no tener una posición específica es Cecs Fábregas, lo mismo puedes verlo bajando hasta la línea defensiva a buscar el balón (incluso por detrás de Busquets), como lo ves como el jugador más adelantado y hasta marcando gol. Xavi y un genial Iniesta han sabido mantener el balón en el medio campo, pero les ha faltado más profundidad. Eso sí, el Barça no tiene dudas en la portería y teniendo a Víctor Valdés disponible, Pinto sigue siendo (sin ningún tipo de dudas y aunque el rival sea el Madrid) el portero titular de Copa (al menos que cambien en el Nou Camp) y ayer volvió a cumplir. La verdad es que ambos porteros cumplieron y es una pena que Adán se haya visto "marcado" por ser suplente en un partido tan trascendental y cuando hace poco era mejor que el Mejor Portero del Mundo. Flaco favor le ha hecho Mourinho.



Por lo demás, ha sido un partido intenso. Tal vez algún jugador debió de ser mayormente amonestado por el árbitro, pero no fue un partido brusco, aunque si es verdad que el Madrid estuvo más por la labor de cortar y parar el juego contrario, que el Barça. Posesión de balón para el Barça pero misma efectividad de cara a gol, que deja al Real Madrid con enteras opciones para llegar a la Final. Lo que no me gustó (y me sigue sin gustar) es que sigo teniendo la impresión de que el equipo que monta Mou en el campo (y sus directrices) sale con más vocación de empatar, que de ganar. Otro partido más en el Bernabéu contra el Barcelona que no se logra ganar y con la sensación de que el Real Madrid sale vivo y la afición contenta con un empate, mientras que por el lado contrario el Barça da la impresión de marcharse molesto por no lograr una victoria (posiblemente merecida) y sin lograr matar al rival en su propia casa. Ya sé que puede pasar de todo en el Camp Nou, sobre todo de aquí a prácticamente un mes, que es el partido de vuelta. Para ese entonces ya el Real Madrid habrá recibido la visita del Manchester United en la Champions (una prueba más para ver hasta dónde puede llegar este Real Madrid), además habrá recuperado a todos sus hombres. A mi, después de cinco partidos con una defensa mermada y encajando sólo un gol (el empate en Copa en Mestalla), el decir que ante las bajas el empate sabe a victoria, creo que es pensamiento mediocre. El empate sabe a victoria, por que siempre es así con Mourinho y por que milagrosamente el Barcelona (como ya pasó en la Supercopa) no ha sabido cerrar el partido. Creo que Mourinho debe de tener el ojete más grande del mundo, pues no es que "tenga una flor en el culo", es que tiene un campo de amapolas entero. Eso sí, hoy su "flor" tiene nombre propio y se llama Varane, un joven defensa de 19 años que además de dejar en ridículo a un "viejo" Carvalho, con su gol ha conseguido que nadie repare en la presencia del portugués en el eje central y la ausencia de Albiol. Muchos dirán que uno u otro no hubiese supuesto diferencia, pero a mi si mi importa y si hubiese marcado diferencia, suerte que el empate lo "disfraza" un poco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario