martes, 5 de noviembre de 2013

AL RAYO VALLECANO LA FALTÓ UN CRISTIANO


Muchos lo fliparon con la victoria ante el Sevilla por 7-3, incluso quisieron ver en el árbitro razones para que el Real Madrid encajara 3 goles, pero aunque el árbitro fue un desatre, el Real Madrid (y el Sevilla) no se quedaron atrás. Eso fue entre semana y el sábado había que visitar al Rayo Vallecano, el equipo de Paco Jémez, del que todos hablan muy bien, por que juega al fútbol, pero del que a mi entender, aunque es verdad que el Rayo Vallecano en general juega bien y bonito (tiene otros partidos que son un desastre), debería de preocuparse más en "ganar" (aunque no juegue tan "bonito"), por que si no su buen fútbol será para verlo en la "segunda división". El Rayo es el último de la fila (empatado a puntos con el Almería y el Betis con 9 puntos), pero aún así mereció mucho más el sábado contra el Real Madrid y por el contrario, el Real Madrid mereció muchísimo menos.


Contra el Sevilla lo único que funcionó (y con el beneplácito del Sevilla) fue el "tridente" ofensivo. Ahí es dónde se ve la diferencia de los millones entre el Real Madrid y el resto de equipos, no en el juego del equipo o la táctica del entrenador (que por cierto ha día de hoy no hay). El Real Madrid se fue al descanso ya con un 0-2 en el marcador y nada más empezar el partido, logró el tercero y fue cuando Paco Jémez decidió jugar con una línea de 3 atrás y todo cambió. Muchos hablan de "atrevimiento" por parte del entrenador del Rayo Vallecano, pero de verdad se veía que el Real Madrid no tenía mucho más que a CR7, Bale y Benzema arriba. Lo demás era un desastre y si el Rayo conseguía quitarle el balón al Real Madrid y no dejar que le llagaran balones a los tres hombres de arriba, gran parte del problema estaría solucionado. El Rayo, no es un equipo perfecto, eso sería así, si por ejemplo el Real Madrid (con la plantilla que tiene) jugara mínimamente parecido al Rayo Vallecano. Para mí, hasta el empate se me hacía injusto, el Rayo mereció ganar, por entrega y por fútbol, pero terminó perdiendo por que no cuenta en sus filas con un jugador de "millones" como CR7. Jonathan Viera dejó destellos, pero no se puede comparar con ninguno de los jugadores que juegan en la delantera del Real Madrid y Larrivey es un "tronco", mucho cuerpo y poco más. Pero incluso con eso, el Rayo creó mucho más peligro que el Real Madrid, que en definitiva fue más efectivo. No es casualidad que el Rayo Vallecano lograra sus dos goles de penalty. De otra forma, estoy seguro que el Rayo no consigue meter ni un gol. Es uno de los problemas de los que adolece el Rayo Vallecano (al igual que el Betis, con Rubén Castro lesionado), no tener un delantero de ciertas garantías. El Rayo Vallecano se acercó a la meta de Diego López hasta en 30 ocasiones (sólo 7 de los disparos fueron entre los tres palos), mientras que el Real Madrid sólo disparó en 16 oportunidades (5 de ellas entre los tres palos). Es decir que el equipo colista de La Liga le "disparó" al "todopoderoso" Real Madrid prácticamente el doble.


Sin duda, Diego López volvió a ser el mejor del equipo, pero aún así volvió a ver el balón entrar en su portería hasta en dos ocasiones. El Rayo Vallecano seguramente mereció más el sábado, al igual que tal vez merecería más en la clasificación general, pero creo que sinceramente el Rayo está dónde se merece (al igual que el Betis y mira que me jode). Puede que Paco Jémez me caiga mal (es un bocazas), pero sinceramente creo que su ímpetu a veces le lleva a tomar decisiones equivocadas. Es una realidad de que hay equipos a los que se les debe exigir que jueguen bien al fútbol y otros que su obligación, antes de agradar al público es ganar y sacar los partidos adelante. Puede que a Paco Jémez se le "hinche el pecho" con el "aplauso" de Ancelloti o con saber que fue el primero en quitarle la posesión de balón al Barcelona en muchos años, pero sólo le sirve para alimentar su ego personal (que lo tiene muy grande, al igual que su bocota), pero por otra parte le está haciendo un daño terrible al equipo que dirige. En 12 partidos, de 36 puntos posibles tan sólo tiene 9. Paco Jémez debería de anteponer los intereses del Rayo antes que los suyos propios, aunque sabe que la "vida" de un entrenador en un club es corta y seguramente quiere que muchos le alaben por su juego (sin importar las derrotas) para poder fichar por otro equipo. No me gusta Paco Jémez, por mucho que el sábado el Rayo Vallecano mereciera mucho más que el empate, que no llegó a conseguir. El gol anulado estuvo bien anulado y fue más cosa de la mala suerte, que de mal árbitro, que estuvo bastante bien. Sólo se puede decir que tuvo un grave error que pudo condicionar el partido y el resultado final, al no expulsar (por doble amarilla) a Carvajal. Todo el mundo vio que mereció la segunda amarilla, tanto fue así que Ancelloti no se lo pensó e inmediatamente lo cambió por Arbeloa. Creo que con la expulsión de Carvajal, el Rayo hubiese tenido más posibilidades de llevarse el encuentro. Se puede decir que el árbitro, en esa única acción (y error) le "corto las alas" a los de Vallecas. Me parece que Paco Jémez es un entrenador de "cara a la galería", que quiere agradar contra equipos como el Barcelona y el Real Madrid, pero a este Rayo le he visto esta temporada partidos nefastos, con rivales digamos que más "accesibles". No me gusta Paco Jémez, aunque el sábado su equipo hay echo un gran trabajo, también hay que ver cómo está el rival.


Ahora bien, del Real Madrid hay poco que contar. Diego López bien, el único que mantiene el nivel. La defensa un desastre, da lo mismo que juegue Arbeloa o Carvajal, Marcelo o Coentrão (cuando no debería de dar lo mismo) y los centrales tampoco ofrecen demasiadas garantías (y eso que Pepe y Sergio Ramos están considerados des los mejores del mundo). Los dos penaltis (además clarísimos) fueron de esos estúpidos, que responden más a la falta de trabajo y concentración. Yo no digo que el problema sea exclusivamente de la defensa, pero si es la parte más vulnerable de este equipo. Muchos dicen que el problema del Real Madrid es el que no tiene medio-centros ¿en serio? Xabi Alonso, Khedira, Modric, Illarramendi, Casemiro y hasta puedo meter ahí a Isco y Di María. No creo que el problema sea el medio centro, aunque el sábado después de la salida de Xabi Alonso el equipo se vino abajo. Claro, que muchos mirarán al pobre de Illarra, cuando la verdad es que Xabi Alonso tiene una experiencia y una calidad que por sí solo hiciera que nadie se percatara que su "trivote" junto con Modric y Di María (metido con calzador) era un desastre. Ni el croata ni el argentino funcionaron en la media cancha. No lo hicieron en todo el juego, ni en la primera parte ni en la segunda. Así que el Real Madrid sólo funcionó arriba (lo justo, no por nada el Sevilla -25- y el Rayo -30- son los dos equipos más goleados de La Liga), pero habría que verlos con una mejor defensa. Para mí y aún reconociendo el potencial ofensivo del Real Madrid con CR7, Bale y Benzema arriba, estos dos últimos encuentros ligueros son un "espejismo". Los datos hablan por sí mismos. El problema del Real Madrid es Ancelloti, que no tiene ni pajolera idea de qué hacer con la plantilla que tiene (ya lleva 15 alineaciones diferentes en tantos partidos disputados).


Sabe que CR7 es intocable, que Benzema es el protegido de sus segundo entrenador (y mano derecha del presidente), que Di María tiene que jugar para hacer olvidar la venta de Özil y casi por la misma razón, 100 millones exigen la titularidad de Bale. Isco ya desapareció del mapa o eso parece. Casillas sigue "desterrado" a la Champions, cosa que no es ni justa ni suficiente para el capitán del Real Madrid. El problema está es que no sé si Ancelloti está con las "manos atadas", para poder hacer jugar bien al Real Madrid. Hay muchas cosas que me suenan más a "imposición" del Presidente que a otra cosa y así es difícil que un equipo pueda encontrar su forma de juego. Hace falta el capitán en la cancha, que dirija a los suyos. Ese es Casillas, no Sergio Ramos ni mucho menos CR7. Hacer falta encontrar un equilibrio defensivo. Ancelloti tiene (menos Carvajal) los mismo defensas que en los últimos años, tanto no pueden haber cambiado. Yo sigo diciendo que Sergio Ramos debería de volver al lateral y que Pepe, Varane y Nacho (desaparecido) cubran la defensa central. Que si no tenemos un jugador como Özil, hace falta uno como Isco (que ahora es carne de banquillo). Que Di María es un buen jugador que sería titular indiscutible en cualquier otro equipo de La Liga, pero no en el Real Madrid (ni el Barcelona y hasta me atrevería a decir que tampoco en el Atlético de Madrid). Que nos e puede apostar sólo al "músculo" para jugar al fútbol, que con CR7 ya era suficiente y ahora tenemos también a Bale. No voy a negar que son un constante peligro, pero que no durará mucho. Si funciona, será rápido ver como juega este Real Madrid y poder neutralizarlo, el Rayo Vallecano lo logró en 40 minutos. El Madrid "sobrevive" a sus penurias, por que esta Liga está muy desigualada. Hay mucha diferencia entre Barcelona, Madrid y el resto (y eso que se agradece que ahora haya un Atlético de Madrid). El Madrid últimamente gana sus partidos por fortuna, fallos del rival, fallos arbitrales y poco más. Pero creo que cuando tenga que tirar de fútbol, entonces habrá que tirar una vez más de "casta", de la "historia" y del "clavo ardiendo" y eso, por mucho que pese, forma parte del pasado, del que fue designado como "Mejor Club del Siglo XX". Ahora este Real Madrid está muy lejos de aquello...


Por cierto hoy hay Champions. A ver como le va al Real Madrid en Turín y espero que la Real Sociedad logre ganar al Manchester United en San Sebastián. Más por orgullo, ya que las opciones de pasar de ronda son pocas, pero una victoria podría darle motivos. Mañana el Barcelona recibe al A.C. Milán y el Atlético de Madrid al Austria de Viena. Tanto Real Madrid, Atlético de Madrid y Barcelona, podrían dejar ya su clasificación para octavos resulta si consiguen la victoria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario